viernes, octubre 01, 2010

Israel.

Antes de empezar esta entrada, me puse a curiosear por las entradas pasadas, y encuentro mucha muerte platicada en ellas.
La muerte. La famosa puta muerte, que de puta tiene muy poco. Es sólo que en algún lugar se siente rico pronunciar: "muerte puta," e imaginar cómo pronunciaba eso Girondo.

Sigue rondando. Sigue sorprendiendo.

Se llevó a Israel.


Me quedo con su beso en mi cuello y con mucho aprendizaje en mi aparato hablatorio. Con su ayuda invaluable para mi tesis y con varias noches de mucho baile.

Y como siempre pasa, creo, vamos encontrando que palabras que hemos oído y pronunciado en otras ocasiones, hoy se adaptan perfectamente al momento.

Hoy, Israel, me dan ganas de recordarte tus propias palabras. Lo que tú ya sabes y que seguro habrás hecho muy bien:

“Entrego el peso de mi cuerpo al piso, para permitir que mi huella se alargue, se ensanche y se profundice, como si el piso fuera de barro... muy suave...”

Acá está tu huella, queridísimo Israel; repartida en muchas personas que subimos al escenario constantemente (Ups, en el mejor de los casos (y aquí, tú te ríes y me dices perra.)).

A ti, que tanto hablabas de procesos naturales... carajo, puta muerte.

Cuando vi tu caja, con tu cuerpo adentro, no pude decirte mucho. Te dije hola. Te dije, ¡qué pedo, cabrón! y seguramente no lo hice con voz profunda. Tu disculparás, pero estaba llorando.

Hasta siempre, ¡papaciiito!!


3 comentarios:

Eneko CBP dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

¿Aparato hablatorio? Se dice dominar el vocabulario. No soportarás las faltas ortográficas pero deberías aprender a estructurar las frases. La mejor manera de expresarse es permaneciendo al margen de tu conocimiento, un intento de culturizar o "enriquecer" una frase con contexto tan ininteligible que ni uno mismo entiende produce desinterés.
Un saludo.

Anónimo dijo...

Anónimo, el aparato hablatorio en nada tiene que ver con dominar el vocabulario.
Estoy seguro de que muchos otros lectores lo entendieron perfectamente, igual que yo.

En vez de sentir desinterés, deberías buscar información sobre técnicas de voz o al menos sobre figuras retóricas.